domingo, 14 de marzo de 2010

Tres poemas de Matilde Elena López

Mirándome en tu cuadro
Quiero captar la poesía de tus ojos
-me dijiste mientras en el cuadro
les dabas vida irradiadora
y toda yo surgía como diosa.

Si pintar el objeto es poseerlo
Objeto de tu amor fueron mis ojos
Por un acto de magia que conoces.

Tan pura luz le diste a mis pupilas
Que hasta parece ahora que te besan,
¿pues si ya los robaste? ¿Qué me queda
sino seguir el robo que robaste?

Mi imagen en tu cuadro es una ermita
Que guarda una sonrisa misteriosa
Y la boca dibujas de tan leve
Que hasta parece que aletea el beso.

Me pintaste quizá un poco triste
Porque acaso sabías, sin saberlo,
Que sólo tú podrías darme vida.


Cielo escondido
Me ofreces ese cielo
Que no alcanzo.
Serio me dices
Que te dé la mano.

¡Mucho tendremos que luchar
por ese cielo!

Porque ¡dímelo tú,
Si vendes ese cuadro!
¿Nos podría alcanzar
para ese sueño?

Y si vendo mis libros,
¿tú qué dices?
¿Podrán tus manos
alcanzarme el cielo?

Simplemente nosotros
Cuando la huella
De tu pie
Cubra la mía
Y nuestros pasos
Sigan el mismo
Sendero.

Cuando la brisa
De la noche
Nos envuelva
En una sola
Gasa.

Será hermoso ver
Cómo tu sombra
Protege
Mi pequeña sombra.
Entonces llegarán
Las olas del tiempo
Que habremos resistido
Como un trigo en el peso
De la misma espiga…

Y ya no seremos
Tú y yo
Sino sólo
Nosotros…

Simplemente:
Nosotros…

1 comentario:

LoQueSientoEscribo dijo...

Me gustaron los poemas de Matilde, voy a ir ala biblioteca aver si estos suecos tienen sus libros.